¡El Año Nuevo ya casi está aquí!


Entonces, ¿qué metas te vas a fijar? ¿Qué es lo que quieres hacer? ¿Dónde quieres ir?

Para ayudarte a comenzar, hemos resumido seis consejos, no sólo, a establecer metas sino también a alcanzarlas. Sin más preámbulos, allá vamos:


1. Mirar atrás

Antes de establecer tus metas para el nuevo año, es importante reflexionar sobre el año que acaba de terminar para entender lo que queremos lograr en el nuevo año.

Para ayudarte con tus reflexiones, piensa en las siguientes preguntas:

  • ¿Qué hizo que este año fuera un éxito?
  • ¿Qué has aprendido sobre ti mismo?
  • ¿Qué áreas de tu vida te dieron más alegría este año?
  • ¿Qué fue lo que más te enorgulleció?
  • ¿Qué retos superaste?

2. Revisa en qué usaste el tiempo

Todos vivimos vidas cada vez más ocupadas dividiendo nuestro tiempo entre nuestros diferentes roles: empleado, amigo, cónyuge o pareja, madre/padre, hermano/hermana, etc.

Sin embargo, para alcanzar nuestros objetivos, necesitamos, por supuesto, asignarles tiempo, lo que puede ser difícil para compaginar el resto de responsabilidades. Por lo tanto, a la hora de establecer objetivos, revisa dónde estás gastando tu tiempo y energía y verás cómo puedes priorizar tus objetivos.

Por lo tanto, pregúntate: ¿cómo puedo organizarme para dedicar más tiempo a mis objetivos?



3. Fijar objetivos

Una vez hayas creado tus objetivos para el nuevo año, es esencial establecer objetivos semanales y mensuales para que puedas ver cómo progresas. Asegúrate de establecer objetivos que te impulsen, pero que también sean reales para que pierdas la motivación.

Por ejemplo, si tu objetivo es ahorrar dinero, ¿te has podido mantenerse fiel a tu presupuesto semanal y ahorrar o has estado gastando de más? ¿Ha sido capaz de no usar la cantidad que tú mismo apartas cada semana?

Al principio de cada semana y mes, revisa cómo avanzan tus metas y mira en qué áreas necesitan más atención.


4. ¡Controla tus palabras!

Cuando se trata de si logramos o no un objetivo, muchas veces no se trata del objetivo en sí, sino de la forma en que lo enfocamos.

La redacción de un objetivo y la orientación positiva o negativa pueden marcar una gran diferencia en su consecución.

Al establecer metas, concéntrate en lo que te gustaría lograr, no en lo que quieres evitar. Por ejemplo, tendrías que decir "Me gustaría hacer esto o aquello porque..." en lugar de "No quiero hacer esto o aquello porque...".

En otras palabras, asegúrese de establecer tus metas de una manera que estén orientada positivamente, para que tu cerebro sepa lo que quieres, en lugar de enfocarse en lo que no quieres.


5. Ponte metas significativas y personales

Puede sorprenderte, pero ciertas metas pueden no siempre elevar nuestros niveles de bienestar.

Un buen punto de partida a la hora de fijar metas es preguntarte si la meta mejorará su bienestar y cómo lo hará. Una manera de hacer esto es pensar en metas intrínsecas en lugar de metas extrínsecas.

Las metas intrínsecas son metas que son personalmente significativas para ti y metas que involucran el crecimiento personal, crean conexión y se relacionan con tus pasiones y valores fundamentales. Los objetivos extrínsecos, por otro lado, son objetivos que requieren aprobación o validación externa y se refieren a cosas que están fuera de ti.


6. Hazlo de manera automática

La clave para llevar a cabo nuestros objetivos y alcanzarlos es dar pasos hacia ellos cada día, integrarlos en nuestra vida cotidiana y hacerlos de manera automática.

Tomemos, por ejemplo, el ahorro de dinero. Una de las claves para ahorrar dinero es hacerlo de manera regular y hacerlo automático. Cuando se trata de ahorrar dinero, FerratumBank ha diseñado una poderosa herramienta de ahorro diseñada para ayudar a las personas a hacer que el ahorro sea automático.

Una vez que los clientes descargan la aplicación gratuita de FerratumBank y abren una cuenta, pueden crear una cuenta de ahorro y seleccionar una meta a alcanzar. A continuación, los clientes pueden ver cuánto dinero necesitan ahorrar cada semana o mes para alcanzar ese objetivo. Por último, pero no por ello menos importante, los clientes pueden configurar la frecuencia de sus depósitos para que el ahorro sea automático. FerratumBank se encargará del resto.

Entonces, ¿cuáles son tus metas para el Año Nuevo?





Los contenidos que forman parte de este blog no son información legal y por tanto en ningún caso deben ser considerados como recomendaciones ni consejos legales. Para obtener información específica sobre estas cuestiones, consulte por favor nuestros documentos legales y lista de precios. Para cualquier consulta no dude en contactar con nuestro departamento de Atención al Cliente ayuda@ferratumbank.es - Teléfono: 910 479 723